jueves, 18 de febrero de 2010

La envidia es muy mala




Dicen que no somos simétricos, pero yo he descubierto que mi dedo pulgar izquierdo quiere igualarse a mi dedo pulgar derecho; Y de envidia pura, ha arremetido con un derrame si cabe más grande que el anterior.

¡¡ Vaya tela !!, o mejor, vaya rivalidad tonta...

La reabsorción va viento en popa, y estoy descubriendo como trabajar siendo mono mando. :)


Mi enfermedad rara, se está volviendo peleona, pero ésta no sabe con quién se las gasta...


"¡¡ Eritrea!! " grito a pleno pulmón mientras cruzo la plaza, a la cabeza de mis tropas.

8 comentarios:

Anónimo dijo...

Pues muchos ánimos!!!

Anónimo dijo...

bueno, la verdad es que sí es mala la envidia.Un abrazo Guillermo

Sótano dijo...

Gràcies senyor retor, espere una homilia respecte de açò.
:)

Anónimo dijo...

Un nuevo reto a superar! Trabajar con una sola mano!! Cuidat. Isa.

Sótano dijo...

Gracietes reina mora.

Galderich dijo...

Glòria,
Aquesta enveja l'has de cuidar i sobretot cuida't a tu per a continuar fent el que fas. Necessitem veure les teues meravelles encara que les tinguis en el soterrani...
Petons i a millorar!

Clareta dijo...

Ups!! no tenia ni idea de que estaves "paxuxa" d'una mà. Qualsevol ho diria... amb els mails i de tot que ens hem manat...jejeje
Espere que ja estigues recuperada.

Blanca dijo...

A mí la artrosis me ha dejado el pulgar derecho rígido y totalmente inútil.
Fijate que con la izquierda no sabía ni cortarme las uñas y ahora me apaño muy bien.
Un abrazo.