martes, 8 de diciembre de 2009

Marcho monines...

...y se fue la diletante Mio Lo San, camino del sur, y nos dejó fajina en agendas y otros menesteres.

Así que aquí andamos, todas personalizadas y cada una al gusto del dueño...eso sí algunos me dejan libre albedrío para que elija yo.

Agendas para el año que empieza y encargos de Pare Noël y Reyes Magos.

No hay nada como el papel Nepal para hacer sentir satisfacción a un encuadernador, papeles artesanalmentes elaborados con la planta lotka que tiene la propiedad de repeler los insectos, y eso que creímos que una vez procesados estaban muertos, los papeles siguen vivos y ofreciendo lo mejor de si mismos.

La combinación con los papeles lavables las hacen perfectas para llevarlas en el bolso o trastearlas por las mesas, más, si tienen la etiqueta de reparaciones gratis (poquinoque) durante un año, jeje...





3 comentarios:

Blanca dijo...

Besitos.

No quiero repetirme en eso de "eres una artista"

Àngels dijo...

Que passada... jejeje...

Alicia dijo...

Qué bonitos, qué lindos, qué preciosísimos.. jo, qué envidia, qué pasada, qué qué qué

besos